Avisar de contenido inadecuado

Feria del libro. Jaén, 2017

{
}

 

 TAGS:undefined

Como las golondrinas becquerianas por primavera, vuelve la Feria del Libro a Jaén por mayo. Es gozosa para los que nos consideramos lectores impenitentes, una especie que no abunda en este país. Es gozosa para los autores, afortunadamente en gran número, en permanente renovación y no exentos de creatividad. Es gozosa para los organizadores y libreros, que por fin han podido organizar la Feria de forma tradicional, con casetas en la calle y no constreñida a las paredes de las librerías colaboradoras, como sucedió en años anteriores, de mayor penuria económica.

Siempre es bonito volver la vista a los libros, a nuestros libros, que parecen silenciosos pero que nos hablan de mundos desconocidos en cuando los abrimos. Nos hablan de amores y desamores, de vicio y de virtud, de tierras y de gentes ignotas de las que adquirimos cumplida noticia a través de sus páginas. La paz de los libros, la paz que no es de los cementerios que provoca torbellinos a la imaginación.

En ellos están todas nuestras edades. Los días en la escuela, los días de los sueños; fechas tan lejanas que ya creemos que no haber vivido; las dedicatorias de los amigos, los amores furtivos, aquellas primeras geografías que causaban asombro y te hacían hacerte el interesante cuando las repetías ante un auditorio dispuesto a escucharte.

Como ilusionados lectores y amantes del bello objeto de que son los libros, un nutrido grupo de miembros de un  Club de Lectura, el Club de los Martes, que hacemos del gusto por la lectura, por la buena literatura, gran parte de nuestra razón de ser y de nuestra amistad, nos desplazamos el pasado martes, día 9, a la lonja del Palacio Provincial, donde tiene su sede la Diputación de Jaén. Allí la escritora Ángela Vallvey presentaba su última novela, “Tarta de almendras con amor” publicada por Editorial Lumen. La introducía una compañera de El Desván de las Letras, Elisa, que se había preparado la presentación con el esmero que el acontecimiento merecía.

Tanto la presentadora como la autora aguantaron estoicamente el tipo, a pesar de “los elementos en contra”: Una sala poco acondicionada, donde el público se quejaba del frío y de la corriente de aire, entre otras deficiencias.

Pero lo peor fue la acústica: primero un micrófono de mano, sin soporte, que obligaba a la presentadora a cambiar continuamente de la izquierda a la derecha, donde se perdía buena parte de la locución. Después se puso un soporte para la autora, pero no captaba su voz y la mayor parte del público se quedó en ayunas de lo que allí se pretendía comunicar.

En las preguntas del público, el micrófono portátil se acopló, y entrando en canto, llenó de desagradables decibelios el recinto, con daño considerable apara los oídos de los asistentes. El hecho es que el público empezó a irse del acto, primero de forma subrepticia, y después de forma masiva. Muchos de los que allí aguantamos sentimos vergüenza ajena por un acto que pareció, si no tercermundista, sí poco apropiado a la calidad y reconocimiento que queremos para nuestro Jaén. Y desde luego, poco respetuoso con una escritora consagrada que siempre ha mostrado su amor por Jaén y por lo que nuestra querida provincia representa.

Esta nota no pretende ser una crítica a los profesionales que sin duda ponen su mejor empeño en que todo salga lo mejor posible, pero sí constatar que estos hechos puntuales pueden arruinar una imagen conseguida tras años de trabajo y dedicación. Y que se debería trabajar para que no se repitieran.

 

Cordiales saludos

{
}
{
}

Comentarios Feria del libro. Jaén, 2017

Es de muy buen gusto leer el comienzo de su artículo. Desafortunadamente los problemas técnicos no fueron muy favorables para esta " Tarta de almendras con amor" ¡encantador título!
Es acertado hacer saber de las anomalías, para que la próxima vez se rectifiquen.
María Ballent María Ballent 12/05/2017 a las 02:00
Muchas gracias, María. Escribí este artículo ayer como denuncia, pero hemos tenido problemas para ponernos de acuerdo en el grupo. Mejor dejar el tiempo correr.

Deja tu comentario Feria del libro. Jaén, 2017

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre