Avisar de contenido inadecuado

Es en Josillou

21/05/2011

Jornada de reflexión

 

Confieso que eso de reflexionar me venía grande. Cuando en mi colegio de curas nos obligaban a hacer ejercicios espirituales, donde larguísimas horas de oración machacona y salmódica eran seguidas de sermones prolijos y proyección de filminas en donde con dibujos realistas se mostraba como nuestras almas servían de combustible para las penas eternas del infierno, no estaba uno para mucho...